Investigadores de Valencia patentan un nuevo sistema para el diagnóstico precoz del cáncer de pulmón

El Instituto de Investigación Sanitaria del hospital La Fe presenta un modelo fiable, mínimamente invasivo y asequible.

Con el objetivo de ayudar a detecctar de forma más rápida el cáncer de pulmón, el Hospital La Fe de Valencia ha patentado un nuevo sistema basado en biomarcadores epigenéticos para el diagnóstico precoz del tumor, fiable, mínimamente invasivo y asequible.

Este modelo epigenético está especialmente indicado en aquellos casos en los que la biopsia no es factible o cuando la citología no es concluyente, según han informado a EFE desde el Instituto de Investigación Sanitaria (IIS) del hospital, entidad que ha patentado el sistema internacionalmente.

El IIS de La Fe y la empresa valenciana de servicios avanzados de prevención de cáncer y asesoramiento genético Bemygene han firmado un acuerdo de licencia para comercializar e impulsar el desarrollo y comercialización de este kit epigenético.

También han firmado un acuerdo de licencia para comercializarlo el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL), la Institución Catalana de Investigación y Estudios Avanzados y el Centro de Investigación Médica Aplicada (CIMA) de la Universidad de Navarra.

El sistema permite combinar el estado epigenético de cuatro genes para generar un valor de probabilidad de cáncer de pulmón personalizado para cada paciente.

El director de la Unidad de Epigenómica y miembro del Grupo de Biomarcadores y Medicina de Precisión del IIS La Fe, Juan Sandoval, es el investigador principal de este proyecto de investigación que se trasladará al paciente a través de un kit de diagnóstico.

El kit es el resultado de la investigación financiada con fondos FEDER y del Instituto de Salud Carlos III y recogidos en el artículo “A novel epigenetic signature for early diagnosis in lung cancer”, publicado en la revista científica Clinical Cancer Research en 2016.

Bemygene ha elaborado un estudio que ha permitido definir el segmento de pacientes en el que el kit será realmente necesario, debido a las limitaciones de las técnicas convencionales, favoreciendo así su futura introducción en la rutina clínica.

Según Sandoval, este modelo de marcadores epigenéticos “puede ayudar a mejorar el diagnóstico precoz de cáncer de pulmón y, por lo tanto, disminuir las elevadas tasas de mortalidad actuales”.

“Es un kit muy fiable, mínimamente invasivo y asequible, por lo que complementa y mejora los sistemas aplicados actualmente y permite, además, el diagnóstico de zonas en las que no es posible usar las técnicas convencionales, ya que no son biopsiables”, asegura Sandoval, que lo considera un “aspecto determinante” para su futura incorporación al sistema sanitario.

Diagnóstico tardío

El cáncer de pulmón es la principal causa de mortalidad por cáncer en todo el mundo y la evolución del paciente está estrechamente vinculada a la etapa del tumor en el momento del diagnóstico.

Debido a su manifestación clínica tardía, la mayoría de los pacientes es diagnosticada en etapas avanzadas, cuando el tratamiento curativo ya no es posible.

Actualmente, la citología es el método estándar para el diagnóstico de este tipo de cáncer en muestras respiratorias mínimamente invasivas, pero es un método con baja sensibilidad.

Por ello existe una necesidad de búsqueda de nuevos biomarcadores moleculares que mejoren el proceso diagnóstico del cáncer de pulmón, según las fuentes.

La principal aportación de este kit de diagnóstico en broncoaspirados y esputos inducidos, además de su elevada sensibilidad, es su capacidad de producir un rango continuo de predicciones entre el 100 y el 0% (positivo-negativo).

El personal especialista de oncología podrá así tomar diversas acciones de acuerdo con las predicciones, como la realización de pruebas adicionales en los casos dudosos.

El desarrollo de un cáncer de pulmón suele llevar asociada una morbilidad que impide la realización de biopsias, y en estos casos está indicada la aplicación de esta herramienta epigenética que, además, es capaz de identificar falsos negativos provenientes de las pruebas de citología.

“La combinación de este modelo epigenético, altamente sensible y específico, junto con los métodos clínicos estándar puede ayudar a mejorar el diagnóstico del cáncer de pulmón y disminuir la tasa de mortalidad actual”, afirma.

Al ser una técnica mínimamente invasiva y asequible, su uso podría hacerse extensivo a la clínica rutinaria hospitalaria y el siguiente paso, según las fuentes, es la promoción de un ensayo clínico desde el IIS La Fe que permita evaluar la aplicación del algoritmo en un entorno clínico real.

Según destaca la responsable de Bemygene, Teresa Valdés Sánchez, el acuerdo para desarrollar este sistema supone la posibilidad de hacer llegar a los pacientes una tecnología, que podría aumentar significativamente la probabilidad de éxito de las terapias contra el cáncer de pulmón.

 

Anuncios

Una segunda oportunidad para los pacientes con cáncer de pulmón

El cáncer de pulmón se ha convertido en un problema de salud pública. Es el responsable del fallecimiento anual de más de 1,8 millones de personas en el mundo. En España, es el segundo de los tumores más frecuentes en varones y es el que produce más muertes, casi 23.000 cada año. La incidencia es muy grave, el diagnóstico demasiado tardío y los tratamientos son menos efectivos frente a otras patologías, como el carcinoma de pecho. Sin embargo, en los últimos años se han producido avances en la identificación precoz de la enfermedad mediante el TAC de baja intensidad y los programas de screening o cribado. También, a través del desarrollo de fármacos inmunoterápicos, capaces de prolongar eficazmente la supervivencia del 20% de pacientes con enfermedad muy avanzada.

Los fármacos inmunoterápicos actúan contra una serie de señales o mecanismos del cáncer que inhiben la respuesta inmunológica. «Disponemos de fármacos contra estas señales. El resultado final es inhibir la inhibición. Si la señal habitual dentro del tumor es inhibitoria de la respuesta, el huésped no responde contra el tumor. Con estas terapias anti PD-L1 o anti PD1 conseguimos que las defensas del individuo sean las que realmente luchen de manera efectiva contra el tumor». Así lo explicó Paz-Ares, jefe del servicio de oncología médica del Hospital 12 de octubre y jefe de la unidad mixta de investigación de cáncer de pulmón del Hospital 12 de Octubre de Madrid-CNIO (Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas).

El beneficio real de los inhibidores de PD1 es particularmente importante en el 20% de los pacientes, que son los que tienen supervivencias a largo plazo. A su vez, hoy en día es posible predecir quién tiene más o menos posibilidades de beneficiarse con este tratamiento. Una de las formas es observar cuál es el nivel de presencia del PDL-1 en el carcinoma. «Si el PDL-1 no está presente—explica el doctor Luis Paz-Ares— o no lo detectamos en el tumor, tiene menos posibilidades de funcionar. La magnitud del beneficio con los inhibidores de PD1 es mayor cuanto mayor es la expresión de PDL1». Otra vía es el número de mutaciones: cuantas más tenga, más probable es que responda a la inmunoterapia.

La aplicación de la inmunoterapia va más allá de la presencia o no de esta proteína. También hay otras preguntas que hacerse. Durante el desayuno de prensa ABC Salud, celebrado en colaboración con el grupo farmacéutico estadounidense Merk MSD se plantearon otras cuestiones como si el paciente necesita o no una combinación de quimioterapia y radioterapia junto con inmunoterapia. Lo que se conoce como inmunoterapia personalizada. «La inmunoterapia en combinación con quimio en enfermedad metastásica-afirmó Paz-Ares- tiene un franco impacto que traspasa el hecho de que solo beneficiaba a los pacientes con expresión de PDL-1. Posiblemente sea mayor el beneficio en estos, pero también beneficia a los que no lo tienen».

Además, los primeros datos apuntan a que los fármacos inmunoterápicos serían más efectivos en estadios más precoces de la enfermedad. Así como la efectividad de ofrecerla junto con quimioterapia, incluso antes de practicar una cirugía de extracción del tumor. En pacientes que son operables o al límite de la operabilidad-según indicó el jefe de sección de oncología médica del Hospital Clínico San Carlos de Madrid, José Luis González- si se les da quimioterapia e inmunoterapia y, después de operar, se analiza la pieza. En más del 50% de pacientes no hay ninguna célula tumoral. Aunque no haya, no significa que si no le operas pueda progresar».

La inmunoterapia es efectiva, pero su accesibilidad tiene un gran margen de mejora. Como asevera la representante de la Asociación Española de Afectados por el Cáncer de Pulmón (AEACaP), Almudena Monge. «Cada comunidad autónoma tiene hasta ahora notorias diferencias de acceso. No todo el mundo tiene el mismo acceso y en función del diagnóstico y del tipo de tratamiento que te den, vives o mueres». Existen muchos mecanismos de retraso en la implantación de los tratamientos. De acuerdo al doctor Luis Paz-Ares, existen dos problemas fundamentales. Un retraso en Europa frente a Estados Unidos en la aprobación de fármacos. «El tiempo que transcurre desde que lo aprueba la Agencia Europea del Medicamento hasta que tiene un precio y se prescribe, probablemente pasa un año. Luego, las comunidades autónomas pueden hacer alguna modificación en cuanto a la accesibilidad o reembolso. Incluso puede haber diferencias entre un hospital y otro de una comunidad autónoma». Estos problemas de acceso, apuntó Paz-Ares, también se explicarían por las diferencias de acceso a las tecnologías de diagnóstico molecular. «Carecemos de un programa organizativo de medicina predictiva de precisión en este país. No ha habido un diseño como en Francia donde se ha dado prioridad a que cualquier paciente se asegure que tiene realizado una serie de marcadores tumorales». Con este programa, se cerciora de que el fármaco designado vaya a funcionar en el paciente.

No basta con mejorar los tratamientos para reducir la mortalidad del cáncer de pulmón. Identificar con rápidez la existencia de un carcinoma es vital para la supervivencia. «Con los últimos estudios que hay-afirmó José Luis González-se observa una reducción en la mortalidad de los pacientes al diagnosticarse más precozmente». Desde hace varios lustros, señaló González, se dispone del escáner o TAC de baja radiación. La realización de programas de cribado o screening también ha demostrado ser efectiva para reducir la mortalidad. El problema es su aplicación: el grupo de riesgo es muy alto y es una técnica que tiene su precio. «No podemos hacerlo a toda la población-señaló Paz-Ares-, pero sí hacer tres o cuatro estudios que afecten a poblaciones concretas».

Prevención del tabaquismo

Cada 20 minutos una persona muere en España por cáncer de pulmón. Sin embargo, entre el 80 y el 85% de los fallecimientos se evitaría si se pusiera fin al tabaquismo. Como indicó Paz-Ares, hay dos medidas que han demostrado ser muy efectivas: aumentar el precio y disminuir los lugares de consumo. «El problema que tenemos en España es cultural. La sociedad ha visto el impacto de las drogas duras, pero no hemos conseguido que con el tabaco las veamos iguales». A su vez, Monge señaló que la sociedad no ve su consumo como una adicción, sino como un vicio: «El tabaquismo es una adicción. Hay un tratamiento psicológico y farmacológico que debe ser puesto a disposición de la población. Ya está disponible, pero debería ser todavía mucho más visible para que el adicto pueda salir de esa adicción». Otro problema es el incumplimiento de la legislación vigente. La mayoría de fumadores enciende cigarrillos en espacios donde está prohibido como terrazas casi cerradas, patios o áreas de tránsito en zonas comerciales.

Recientemente, los profesionales sanitarios, reclamaron una solución a este y más problemas en una hoja de ruta presentada a Bruselas. Otra de sus propuestas es la equiparación del cigarrillo que no quema (sistema IQOS) y los dispositivos para «vapear» con el tabaco convencional. El «vapeo»-señaló González- «produce daño cardiovascular y a nivel de bronquios. Hay datos que confirman que es tan perjudicial como el tabaco».

En la Consulta del Dr. Dámaso Escribano se siguen pacientes diagnosticados de tumores en general y de pulmón en particular.

Dejar de fumar es una buena recomendación, ayudamos con programas oportunos y específicos a abandonar el tabaco como prevencion de enfermedades.

Solicite consulta Tfo 985130506 ó 610996887

 

Posible nuevo tratamiento inhalado para la tuberculosis

Investigadores del Colegio Real de Cirujanos de Irlanda ha desarrollado un nuevo tratamiento para la tuberculosis que al administrarse de forma inhalada reduce las bacterias en los pulmones que causan la enfermedad y ayuda al sistema inmunitario del paciente a combatirla.

Solo existe una vacuna contra la tuberculosis, desarrollada en 1921 y no es del todo efectiva para prevenir la forma más común. De hecho, la vacuna funciona mejor contra formas específicas de tuberculosis y generalmente se administra a recién nacidos en poblaciones de riesgo.

En concreto, la investigación, publicada en el European Journal of Pharmaceutics & Biopharmaceutics, utiliza un derivado de la vitamina A, llamado ácido transretinoico total (atRA), que en estudios anteriores ha demostrado ser un tratamiento eficaz para la tuberculosis.

“Muchos casos de tuberculosis se están volviendo resistentes a los antibióticos existentes. Este nuevo tratamiento podría usarse junto a los antibióticos para tratar la tuberculosis resistente a los medicamentos y también posiblemente reducir la tasa de resistencia a los antibióticos resultante de los tratamientos con antibióticos convencionales”, señalan los autores.

Usando un proceso de secado por aspersión, empaquetaron atRA en partículas seguras para el consumo y que son lo suficientemente pequeñas para usar en un inhalador. Estas partículas administraron eficazmente el tratamiento y redujeron significativamente las bacterias causantes de la tuberculosis y el daño pulmonar asociado, lo que respalda su potencial para iniciar ensayos clínicos.

La FDA aprueba el primer inhalador digital para el asma y la EPOC

La FDA ha anunciado recientemente la aprobación de ProAir Digihaler para el control del asma y la EPOC. Comercializado por Teva Pharmaceutical Industries, es el primer y único inhalador digital autorizado, según señala esta compañía en un comunicado. El inhalador de polvo seco multidosis activado por la respiración suministra 117 µg de albuterol, según la liberación.

“Hay 25 millones de estadounidenses que viven con asma, muchos de los cuales usan inhaladores como parte de su régimen de tratamiento”, señaló en el comunicado Tonya Winders, presidenta y directora ejecutiva de la Red de Alergias y Asma. “A pesar de los avances en el cuidado a través de los años, sabemos que muchos están usando sus medicamentos de rescate incorrectamente o con demasiada frecuencia.”

El inhalador digital tiene sensores incorporados que detectan el uso del inhalador y miden el flujo inspiratorio, según la liberación. Los datos se envían a una aplicación móvil complementaria que utiliza la tecnología inalámbrica Bluetooth para que los pacientes y los profesionales de la salud los revisen con el tiempo, según el comunicado de prensa.

La aprobación de la FDA es importante porque permitirá a los pacientes trabajar más estrechamente con sus proveedores de atención de la salud en el manejo del asma y la EPOC, apunta Winders.

El inhalador está indicado en pacientes de 4 años o más para el tratamiento o prevención del broncoespasmo en la enfermedad obstructiva reversible de las vías respiratorias y para la prevención del broncoespasmo inducido por el ejercicio, según la liberación.

“Esta aprobación marca un hito significativo para la comunidad respiratoria, ya que permite a los pacientes y a sus cuidadores comprender mejor el uso de los inhaladores a través de la tecnología digital”, señaló Sven Dethlefs, vicepresidente ejecutivo de marketing global y cartera de Teva Pharmaceutical Industries. “Teva reconoce la importancia de integrar la tecnología en la atención al paciente, y estamos muy orgullosos de liderar el camino con la aprobación de ProAir Digihaler”.

El inhalador digital estará disponible este año a través de una cantidad limitada de programas de uso temprano, con un lanzamiento en Estados Unidos a escala nacional previsto para 2020.

Noticias Médicas de interés en Neumologia

CHEST 2018: el tratamiento con montelukast y levocetirizina es el mejor para la rinitis alérgica con asma

https://www.univadis.es/viewarticle/chest-2018-el-tratamiento-con-montelukast-y-levocetirizina-es-el-mejor-para-la-rinitis-alergica-con-asma-634340

Un nuevo análisis de sangre puede ayudar a detectar antes el cáncer de pulmón no microcítico

https://www.univadis.es/viewarticle/un-nuevo-analisis-de-sangre-puede-ayudar-a-detectar-antes-el-cancer-de-pulmon-no-microcitico-j-mol-diagn-633700

Sociedades científicas elaboran un documento de consenso para mejorar el diagnóstico y el tratamiento del asma

https://www.univadis.es/viewarticle/sociedades-cientificas-elaboran-un-documento-de-consenso-para-mejorar-el-diagnostico-y-el-tratamiento-del-asma-634468

Los afectados por fibrilación auricular parecen enfrentarse a un mayor riesgo de demencia

https://www.univadis.es/viewarticle/los-afectados-por-fibrilacion-auricular-parecen-enfrentarse-a-un-mayor-riesgo-de-demencia-neurology-634186

Los neumólogos piden que el Sistema Nacional de Salud financie las terapias contra el tabaquismo

La Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) ha publicado un manifiesto, elaborado recientemente en el XIII Simposio Internacional sobre Prevención y Tratamiento del Tabaquismo, en el que piden que el Sistema Nacional de Salud (SNS) financie los tratamientos contra el tabaquismo, primera causa de pérdida de salud en España.

Según han recordado los 490 expertos responsables del documento, el tabaquismo es una enfermedad crónica, cuyo tratamiento ha demostrado ser eficaz, seguro y coste-efectivo, por lo que es el gold standard de las intervenciones preventivas.

“La financiación de los tratamientos por el SNS conduce a que un mayor número de fumadores hagan intentos serios de abandono, a que más fumadores hagan uso de los tratamientos eficaces y seguros para dejar de fumar y a que un mayor número de ellos obtengan éxito en el intento de abandono”, han señalado en el manifiesto.

De hecho, los firmantes han recordado que en España ya hay experiencias regionales de financiación del tratamiento del tabaquismo que ha demostrado “efectividad, seguridad y excelente relación coste/beneficio”, avisando de que la actual situación de financiación de estas terapias en España es “injusta, fomenta la inequidad entre regiones y evita la universalidad”.

“Por todo ello, los 490 profesionales sanitarios españoles interesados en el control del tabaquismo y reunidos en Madrid durante la celebración del XIII Simposio Internacional sobre Prevención y Tratamiento del Tabaquismo exigimos al Sistema Nacional de Salud que financie los tratamientos del tabaquismo como se financian los tratamientos de cualquier otra enfermedad”, concluyen.

En nuestra Consulta de Neumología y Medicina Interna seguimos programas de deshabituación tabáquica.

Solicita consulta 985130506 Dr. Dámaso Escribano.

Los relajantes musculares pueden aumentar el riesgo de complicaciones respiratorias postoperatorias

Los relajantes musculares pueden aumentar el riesgo de complicaciones respiratorias tras una operación quirúrgica, según muestra el estudio Popular, llevado a cabo por investigadores de la Universidad Técnica de Munich (Alemania) y respaldado por la Sociedad Europea de Anestesiología (ESA).

Para alcanzar esta conclusión, publicada en The Lancet Respiratory Medicine, los investigadores analizaron datos de 22.803 pacientes de 211 hospitales de 28 países europeos, observando así que el uso de bloqueadores neuromusculares durante la anestesia general se asocia con un riesgo significativamente mayor de varias complicaciones respiratorias después de la cirugía.

Las complicaciones más comunes que implicaron al sistema respiratorio fueron una disminución de la capacidad del pulmón para absorber transitoriamente oxígeno (5,2%) e infecciones del pulmón y del tracto respiratorio (2,5%). Aproximadamente tres cuartas partes de todos los pacientes (17.150) fueron tratados con agentes bloqueadores neuromusculares.

Estudios anteriores han demostrado que incluso pequeñas cantidades de relajantes musculares que permanecen en el cuerpo de los pacientes podrían ser responsables de algunas de las complicaciones. Sin embargo, los datos del nuevo trabajo han puesto de manifiesto que las técnicas establecidas para evitar el bloqueo neuromuscular residual no reducen el riesgo de complicaciones pulmonares de los pacientes.

“Estos medicamentos han hecho la cirugía considerablemente más segura y más efectiva. Hemos perfeccionado constantemente tanto los fármacos como las técnicas utilizadas y, muchas operaciones no serían posibles sin ellos. No obstante, nuestros resultados plantean cuestiones importantes”, concluyen los investigadores.

La inteligencia artificial mejora la capacidad de los neumólogos para diagnosticar enfermedades pulmonares

La inteligencia artificial (IA) puede ser una ayuda inestimable para ayudar a los neumólogos a interpretar los síntomas respiratorios con precisión y hacer un diagnóstico correcto, según una nueva investigación que se presenta este miércoles en el Congreso Internacional de la Sociedad Respiratoria Europea, que se celebra en París (Francia).

Marko Topalovic (PhD), investigador en el Laboratorio de Enfermedades Respiratorias de la Universidad Católica de Lovaina (Bélgica) y encargado de presentar el trabajo, señala que después de entrenar un algoritmo de IA con datos de buena calidad, resultó ser más consistente y preciso en la interpretación de los resultados de las pruebas respiratorias y sugerir diagnósticos que los especialistas en neumología.

“Las pruebas de función pulmonar proporcionan una amplia serie de resultados numéricos y sus patrones pueden ser difíciles de percibir y reconocer por el ojo humano. Sin embargo, es fácil para los ordenadores administrar grandes cantidades de datos como estos y pensamos que la IA podría ser útil para los neumólogos. Exploramos si esto era cierto con 120 neumólogos de 16 hospitales. Encontramos que el diagnóstico mediante IA fue más preciso en el doble de casos que el diagnóstico por neumólogos. Estos resultados muestran cómo AI puede servir como una segunda opinión para los neumólogos cuando están evaluando y diagnosticando a sus pacientes”, añadió.

Las pruebas de función pulmonar (PFT) incluyeron espirometría, pletismografía y una prueba de capacidad de difusión para medir cómo los pulmones pueden transferir oxígeno y dióxido de carbono hacia y desde el torrente sanguíneo.

Los resultados de estas pruebas brindan a los médicos información importante sobre el funcionamiento de los pulmones, pero no les dicen qué está mal con el paciente, lo cual requiere la interpretación de los resultados para llegar a un diagnóstico. En este estudio, los científicos utilizaron datos históricos de 1.430 pacientes de 33 hospitales belgas.

Los datos fueron evaluados por un panel de neumólogos y las interpretaciones se midieron en comparación con las pautas del estándar de oro de la Sociedad Respiratoria Europea y la Sociedad Torácica Americana. El panel de expertos consideró los historiales médicos de los pacientes, los resultados de todas las PFP y cualquier prueba adicional, antes de acordar la interpretación y el diagnóstico correctos para cada paciente.

“Al entrenar el algoritmo de IA, el uso de datos de buena calidad es de suma importancia -explicó Topalovic-. Un panel de expertos examinó todos los resultados de las pruebas de función pulmonar, y las otras pruebas e información médica también. Los usaron para llegar a un acuerdo sobre los diagnósticos finales que los expertos confiaban que eran correctos. Estos se usaron para desarrollar un algoritmo para entrenar a la IA, antes de validarla incorporándola en la práctica clínica real en el Hospital Universitario de Lovaina. La parte más difícil fue asegurarse de que el algoritmo reconociera los patrones de hasta nueve enfermedades diferentes”.

Luego, 120 neumólogos de 16 hospitales europeos (Bélgica, Francia, Países Bajos, Alemania y Luxemburgo) realizaron 6.000 interpretaciones de datos de PFT de 50 pacientes seleccionados al azar. La IA también examinó los mismos datos. Los resultados de ambos se midieron con respecto a las pautas del patrón oro de la misma manera que durante el desarrollo del algoritmo.

Los investigadores encontraron que la interpretación de los PFT por parte de los neumólogos coincidía con las pautas en el 74% de los casos (con un rango de 56-88%), pero las interpretaciones de software basadas en IA coincidían perfectamente con las directrices (100%). Los médicos pudieron diagnosticar correctamente la enfermedad primaria en el 45% de los casos (con un rango de 24-62%), mientras que la IA dio un diagnóstico correcto en el 82% de los casos.

“Encontramos que la interpretación de las pruebas de función pulmonar y el diagnóstico de la enfermedad respiratoria por los neumólogos no es una tarea fácil. Se necesita más información y más pruebas para alcanzar un nivel satisfactorio de precisión. Por otro lado, el software de la IA basado en datos tiene un rendimiento superior y, por lo tanto, puede proporcionar una poderosa herramienta de apoyo a las decisiones para mejorar la práctica clínica actual. La reacción de los médicos es muy positiva, sobre todo porque les ayuda a identificar patrones difíciles de enfermedades raras”, subraya Topalovic.

Dos grandes hospitales belgas ya están utilizando el software basado en inteligencia artificial para mejorar las interpretaciones y los diagnósticos. “Creemos firmemente que podemos facultar a los médicos para que sus interpretaciones y diagnósticos sean más fáciles, rápidos y mejores. AI no reemplazará a los médicos, eso es seguro, porque los médicos pueden ver una perspectiva más amplia que la presentada solo por las pruebas de función pulmonar. Esto les permite tomar decisiones basadas en una combinación de muchos factores diferentes. Sin embargo, es evidente que la IA aumentará nuestras capacidades para lograr más y disminuir las posibilidades de errores y el trabajo redundante.

El software basado en inteligencia artificial tiene un rendimiento superior y, por lo tanto, puede proporcionar una poderosa herramienta de apoyo a las decisiones para mejorar la práctica clínica actual. “Hoy en día, confiamos en que los ordenadores dirijan nuestros aviones, conduzcan nuestros automóviles y supervisen nuestra seguridad. También podemos confiar en ellos para etiquetar las patologías médicas en función de datos específicos. Lo bueno es que, independientemente de la ubicación o la cobertura médica, AI puede proporcionar los más altos estándares de interpretación de PFT y los pacientes pueden tener la mejor y más económica experiencia de diagnóstico. Las aplicaciones clínicas son solo cuestión de tiempo, pero estarán impulsadas por la aceptación de la comunidad médica”, concluye Topalovic.

Hormona para potenciar la quimioterapia frente al cáncer de pulmón

El pasado 2017 se diagnosticaron en nuestro país 28.645 nuevos casos de cáncer de pulmón, tipo de tumor que, responsable solo en 2016 del deceso de 22.187 españoles, presenta la mayor mortalidad asociada a cualquier enfermedad oncológica. De hecho, y cada año, las muertes ocasionadas por este tumor –más de 1,8 millones en todo el mundo– superan a las que causan conjuntamente los cánceres de mama, próstata y colorrectal. La razón se explica fundamentalmente por el retraso en el diagnóstico de este tipo de cáncer y, sobre todo, por la falta de eficacia de las terapias actualmente disponibles. Es el caso, muy especialmente, de la quimioterapia que reciben la mayoría de los pacientes, que además de no ser demasiado ‘efectiva’ provoca efectos secundarios muy graves –caso del daño en los riñones–. Sin embargo, esta situación podría cambiar en un futuro muy próximo. Y es que investigadores del Instituto Garvan de Investigación Médica en Sídney (Australia) han hallado la manera no solo de mejorar la eficacia de la quimioterapia en el cáncer de pulmón, sino también de prevenir el daño renal asociado. ¿Cómo? Pues administrando una hormona producida naturalmente por el organismo llamada ‘folistatina’.

Como explica Kieren Marini, co-autor de esta investigación publicada en la revista «Science Translational Medicine», «todos hemos oído hablar de los efectos devastadores de la quimioterapia en el cáncer de pulmón. Pero nuestro descubrimiento tiene el potencial no solo de aumentar la efectividad de las quimioterapias con platino, sino también de ofrecer a los pacientes una mejor calidad de vida al prevenir el daño renal».

Mayor eficacia, menor toxicidad

Si bien en los últimos años se han logrado avances muy significativos con los tratamientos para potenciar la actividad del sistema inmune –o lo que es lo mismo, con las inmunoterapias–, la gran mayoría de pacientes con cáncer de pulmón todavía son tratados con fármacos quimioterápicos que contienen platino –entre otros, el consabido ‘cisplatino’–. Todo ello a pesar de que esta quimioterapia solo funciona en un tercio de los casos y, además, provoca efectos adversos en casi todos los pacientes –incluido el referido daño renal grave–. Pero, ¿cuál es la razón para esta tasa tan desmesurada, de hasta dos tercios, de resistencia a la quimioterapia en este tumor? Pues según muestra el nuevo estudio, la culpa la tiene una hormona llamada ‘activina’. Es más; esta activina también parece responsable del daño renal asociado a los regímenes quimioterápicos basados en el platino.

Como indica Niel Watkins, director de la investigación, «en nuestro trabajo con ratones hemos visto que en los tumores resistentes a la quimioterapia, la activina se activa en respuesta al daño causado por la quimioterapia. Y el problema es que, una vez activada, la activina puede ser reclutada por las células tumorales para protegerse. Y a ello se aúna que, al mismo tiempo, la activina activada promueve el daño renal».

El empleo de folistatina puede aumentar la efectividad de las quimioterapias con platino y prevenir el daño renal asociado

Por tanto, la solución parece clara: hay que inhibir la activina. Lo cual puede hacerse, como ya demostró en los años 80 David Krester, investigador de la Universidad Monash en Melbourne (Australia), con la hormona folistatina, igualmente producida por el organismo. Tal es así que ya hay compañías farmacéuticas evaluando el posible uso de esta hormona en el tratamiento de la fibrosis quística, la enfermedad renal y el cáncer. Y en este contexto, apunta Niel Watkins, «cuando estábamos discutiendo nuestros resultados en cáncer de pulmón con David Krester, nos sugirió que utilizáramos la folistatina en nuestros modelos animales». Dicho y hecho.

Los resultados mostraron que la adición de folistatina a la quimioterapia basada en el platino redujo de forma muy significativa el volumen de los tumores en el pulmón, lo que posibilitó aumentar de forma notable la supervivencia de los ratones. Una combinación con folistatina que, asimismo, previno el daño renal normalmente asociado a la quimioterapia.

Más allá del cáncer de pulmón

En definitiva, la folistatina podría ser muy útil para mejorar la efectividad de la quimioterapia en el cáncer de pulmón. Una hormona, además, cuyo empleo no debería asociarse a ningún efecto secundario ‘serio’.

Como concluye Neil Watkins, «dado que la folistatina es una hormona que ya se encuentra en el cuerpo humano, es probable que resulte mucho menos tóxica que otros fármacos utilizados para reducir la quimiorresistencia».

Es más; debe esperarse que el beneficio de la adición de folistatina no se limite al cáncer de pulmón, sino que también se observe en otros tumores en los que, caso de los de vejiga y de cabeza y cuello, también se emplea la quimioterapia basada en el platino de forma habitual. Algo que los autores evaluarán próximamente.

 

La contaminación del aire puede ser una amenaza para los riñones

Hay buena evidencia de que el aire contaminado aumenta el riesgo de problemas respiratorios como el asma, así como la inflamación de órganos, el empeoramiento de la diabetes y otras afecciones potencialmente mortales.

Pero una nueva investigación sugiere que la contaminación del aire también puede generar algo más: enfermedad renal crónica o ERC, que ocurre cuando los riñones de una persona se dañan o no pueden filtrar la sangre adecuadamente.

Recientemente publicado en PLOS ONE, un estudio de la Universidad de Michigan destaca la conexión menos conocida.

“Similar a fumar, la contaminación del aire contiene toxinas dañinas que pueden afectar directamente los riñones”, dice Jennifer Bragg-Gresham, M.S., Ph.D., epidemióloga de Michigan Medicine y autora principal del estudio.

“Los riñones tienen un gran volumen de sangre que fluye a través de ellos, y si algo daña el sistema circulatorio, los riñones serán los primeros en sentir esos efectos”.

Las personas con diabetes, obesidad, presión arterial alta o enfermedad cardíaca tienen un mayor riesgo de desarrollar CKD. Es por eso que los pacientes de alto riesgo que viven en áreas muy pobladas o contaminadas deben reconocer el peligro y tomar precauciones, dice Bragg-Gresham.

Por qué la contaminación del aire es peligrosa

La contaminación del aire contiene partículas finas, o PM2.5, que es un cóctel de partículas microscópicas.

Debido a que estas partículas son prácticamente ingrávidas, pueden permanecer en el aire por más tiempo, lo que provoca que los humanos las inhalen de forma inevitable sin saberlo. PM2.5 puede provocar efectos graves para la salud cuando se inhala con frecuencia.

Al revisar los datos de reclamos de Medicare y los datos de calidad del aire de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades, los autores del estudio encontraron una asociación positiva entre las tasas de CKD y la concentración de PM2.5.

El coautor del estudio, Rajiv Saran, MD, un nefrólogo de Medicina de Michigan y director del Centro de Coordinación del Sistema de Datos Renales de los Estados Unidos en UM, dice: “Si observa áreas que están muy contaminadas en comparación con áreas que están menos contaminadas, encontrará más enfermedades crónicas”. enfermedad del riñon.”

Según las cifras citadas en la nueva investigación, la enfermedad renal crónica afecta a más de 27 millones de estadounidenses. Las personas con CKD tienen un riesgo ocho veces mayor de mortalidad cardiovascular.

Desafortunadamente, PM2.5 es casi imposible de evitar.

Nos encontramos con la contaminación del aire de muchas actividades cotidianas simples, como cocinar y conducir. Otros colaboradores están fumando, quemando leña, productos en aerosol empaquetados, electrodomésticos y, quizás la más obvia, emisiones de la industria y vehículos.

La contaminación del aire también contiene metales pesados ??como plomo, mercurio y cadmio, todos los cuales afectan negativamente a los riñones.

Problemas y medidas preventivas

La investigación de UM examinó varios estudios previos sobre el tema, incluido un esfuerzo realizado en áreas seleccionadas de Appalachia que encontraron un riesgo 19% mayor de CKD entre hombres y un 13% más de riesgo en mujeres en comparación con aquellos que vivían en condados con sin minería

La buena noticia es que los niveles de PM2.5 son mucho más bajos en los EE. UU. Que en otros países industrializados como China e India.

“Lo que esto significa para los países con una PM2.5 más alta es una probabilidad significativamente mayor de CKD”, dice Bragg-Gresham, también investigador científico asistente en U-M. “Nuestra investigación solo pudo examinar una pequeña gama de valores de PM2.5 presentes en Estados Unidos, pero fue capaz de encontrar una asociación significativa”.

Sin embargo, sigue siendo importante tomar precauciones cuando se expone a la contaminación del aire, especialmente para las personas que tienen condiciones de salud existentes o que viven en ciudades densamente pobladas o contaminadas.

“En áreas muy contaminadas, considere usar máscaras que cubran su nariz y boca, limite las horas al aire libre y limite las largas horas de viaje al trabajo con mucho tráfico también”, dice Saran, quien agrega que el riesgo debe tomarse en serio.

“Mucha gente no ve la gravedad de la contaminación del aire porque no es algo visible, pero eso no significa que sea menos importante para su salud”.